23 julio 2011

El nacionalismo escandinavo es peligroso

Que expresar opiniones nacionalistas, racistas, xenófobas e islamófobas es algo enormemente peligroso que puede tener consecuencias terribles es algo que llevo denunciando en este blog desde el inicio y algo contra lo que lucho de forma constante en mi vida diaria. Y sin embargo, desgraciadamente, por lo general lo único que encuentro cuando muestro que estos sentimientos y discursos fobos avanzan a gran velocidad, especialmente en estas sociedades del norte de Europa, es oposición e insultos sobre mi supuesto propio racismo, invitaciones a irme de este país, acusaciones sobre lo mucho que miento, etc. 

En las últimas horas tristemente el mundo entero está viendo las consecuencias que el clima de odio racista, islamófobo, xenófobo y nacionalista ha producido en nuestros vecinos noruegos. Tener este tipo de discurso abiertamente lleno de odio, como ya denunciaba hace más de dos años aquí, crea un país en el que la gente empieza a ver como normal y aceptable lo que son en realidad actitudes llenas de odio. Y esto lleva a que se acabe interiorizando una gran parte de ese discurso fobo. Con ello la sociedad en general se transforma en un lugar más peligroso en el que los radicalismos verbales se pueden transformar en acciones concretas. En su mayor parte estas acciones se convierten en leyes y actitudes que oprimen, marginan y discriminan a los sectores de la población objeto de semejante odio. Pero en ocasiones estas acciones también se pueden convertir en violentos ataques. El clima de violencia verbal y legal que vivimos no es de extrañar que se transforme en violencia física en manos de perturbados.

En los últimos años Escandinavia ha estado llena de los discursos cargados de odio que sus políticos y medios de comunicación producen y crean. La sociedad en general ha girado hacia la derecha política. Las actitudes xenófobas y racistas han avanzado enormemente. La islamofobia es el pan de cada día en cada uno de los periódicos, radios, televisiones y partidos de estos países, incluso los que pertenecen a la izquierda. El nacionalismo avanza a gran velocidad. Los grupos neonazis son un enorme problema en varias de nuestras ciudades. Pero lo que es peor, el nacionalismo supuestamente "no peligroso" vendido por los partidos racistas triunfa y se extiende a todos los demás partidos y sectores de la sociedad. Aquí no se puede vivir sin que pase un día en el que puedas respirar aliviado por no haber oído o visto algo nacionalista, xenófobo, racista o islamófobo. Ni un solo día. En este ambiente, ¿quién se puede extrañar de sus consecuencias? Ahora vemos las más dramáticas y visibles, las que afectan a toda la población, las que son portada de los periódicos mundiales. Pero el resto del tiempo muchos de los habitantes de a pie sufrimos las consecuencias menos dramáticas y visibles, pero en algunos casos igual de letales. Alguna gente en Escandinavia sufre ataques e incluso muere por estas fobias, no es algo nuevo. La diferencia reside en que normalmente es de otra forma (por negligencias, maltrato, denegación del derecho al asilo político, etc.) y es otra gente (los inmigrantes, los pobres, las minorías religiosas o étnicas).

En Noruega en las últimas elecciones el 22,9% de los votantes lo hizo al partido xenófobo, Fremskrittspartiet. Fue el segundo partido más votado. En Dinamarca en las últimas elecciones el 13,9% votó al partido xenófobo, Dansk Folkeparti. Fue el tercer partido más votado, pero su poder es enorme, ya que formó una alianza con el partido ganador. En las nuevas elecciones que serán en octubre este año muchos creen que crecerá considerablemente. En Suecia en las últimas elecciones el partido xenófobo, Sverigedemokraterna, consiguió el 5,7% de los votos y con ello acceso por primera vez al parlamento nacional. Como podéis ver, la tendencia está clara. Y lo que es peor, estos partidos influyen enormemente en el discurso político de los demás, porque ven que pierden terreno. Así ahora en todos los demás programas políticos se incluyen de un modo u otro propuestas inspiradas por estas agendas nacionalistas, xenófobas, racistas e islamófobas.

Sin embargo, no olvidemos que esto no es un problema solo escandinavo. En España el nacionalismo xenófobo también crece. Y la islamofobia desde luego no es algo nuevo en nuestra sociedad. Tan solo hay que darse una vuelta por Facebook para ver la proliferación de grupos como "Los españoles primero". Algunos partidos políticos también incluyen ya agendas claramente influidas por esta ola de fobia europea.

Por otra parte, aunque no sea sorprendente, no hay que dejar de notar la reacción mundial a lo sucedido ayer en Noruega. Los medios de comunicación acusando sin fundamento a los musulmanes, ¿cómo no? Y en general nadie levantó una ceja al oír estas suposiciones. Lo cual demuestra el terrible mundo en el que vivimos, cuando se puede dar por supuesto sin provocar rechazo y un enorme escándalo que una determinada religión o grupo étnico sean igual a semejantes actos bárbaros. Una vez visto el error, ahora en todos los medios nos dejan hiper claro que el sujeto de tales acciones fue un "noruego", es decir, uno de "etnia noruega" y además "cristiano". Cualquier persona ingenua se debería preguntar cuál es la relevancia de la etnia o la religión del tipo en cuestión. PERO claro, en este mundo en el que vivimos son datos de enorme importancia para poder situar las culpas. Es cristiano, entonces no es por religión. Es noruego de los de toda la vida, entonces tampoco es por la educación que le ha dado su familia, su origen étnico, las costumbres de su país de nacimiento, etc. Otra cosa muy diferente sería si el tipo en cuestión hubiera sido musulmán, hijo de marroquíes y con la piel oscura. Entonces ya tendríamos una explicación "lógica" para lo sucedido. Tendríamos un motivo más, de tantos, para endurecer nuestras leyes sobre inmigración, sobre libertad religiosa, sobre integración cultural... y para poder apuntar con el dedo a un grupo al que ya se sabe que se puede apuntar.

Y si no os lo creéis, mirad por favor los que sepáis noruego (y los demás podéis usar Google Translator), el comunicado de prensa del partido xenófobo noruego de ayer. Según ellos este no es el momento de establecer conclusiones políticas sino de estar unidos. Por supuesto, porque ahora no les conviene. Sin embargo, ¿cómo hubiera sido su comunicado de prensa si el terrorista se hubiera llamado Mohammed? Además de ser fácil de imaginar, solo hay que darse una vuelta por su archivo de noticias para ver el doble rasero que utiliza este tipo de gente foba.

Concluyendo, en un clima fobo de odio, está claro que lo que se produce es odio y violencia. Tal vez es el momento para empezar a replantearse el modo en el que se habla de determinados grupos y personas en nuestras sociedades.

votar





7 comentarios:

  1. Quizá hay que ir más al fondo y preguntarse qué lleva a ese odio. El odio suele ser miedo... miedo a perder algo que se valora, que en general es una calidad de vida. La causa profunda de ese odio cada vez más incrustado en las sociedades "avanzadas", en mi opinión, es la desigualdad creciente y sin visos de cambiar.
    En Cataluña, de hecho, el auge de los grupos xenófobos sigue este patrón y, además, entre las clases obreras, que son las que más sufren la parte oscura de la inmigración, que también la tiene.
    Creo que si este debate no deja de plantearse en términos de "qué fachas unos, que buenos los otros", esta tendencia irá a peor. Hay que hacer mucha autocrítica, pero también hay que hacerla a los problemas que pueden implicar los movimientos migratorios (desarraigo, desapego, explotación laboral, subempleo...). Eso sí, con tanta corrección política, con tanto miedo a que a uno le llamen tal o pascual, lo veo bastante complicado.

    ResponderEliminar
  2. Veo que eres muy consciente de lo que está aconteciento en tu entorno socio-político. Te pasa lo mismo que percibí durante los siete años que residí en España.

    Los llamados moros, "europa del este", sudacas y guiris, incluso antiamericanismo, por parte de una mayoría de personas, de poco nivel de inteligencia tanto emocional como intelectual.

    Asímismo, partidos políticos disque socialistas dictando y reformando leyes para cerrar cada vez más las puertas de Europa a ciudadanos no-comunitarios y restringiendo derechos sociales a los inmigrantes.

    Conozco sobre las nuevas tendencias de la derecha en Europa, los Auténticos Finlandeses y los tacones de la extrema derecha Francesa; pero honestamente ésto de los nórdicos me está tomando por sorpresa por su radicalismo. O sea, que Europa se esta cerrando mucho más rápido de lo que pensaba.

    A ver si la recesión va ser un mal que por bien viene a tambalear el gallinero.

    ResponderEliminar
  3. Para tì todos los partidos que hablen de leyes migratorias son xenòfobos.

    ResponderEliminar
  4. Es curioso que la tendencia sea siempre la misma en momentos de crisis económica, que también implica crisis de valores. Esa inestabilidad lleva consigo posiciones conservadoras de todos los extremos, el despertar de los viejos fantasmas de Europa y lo peor de los nacionalismos. Es como si todos estuviéramos bajo sospecha bajo la dictadura del miedo, que bien se puede llamar crisis económica, política, moral, de valores... Ante la magnitud de esta crisis o el retroceso del Estado del Bienestar, y la falta de explicaciones que sean acordes a nuestra capacidad de asimilación, buscamos culpables. Entonces, es cuando se abre la caja de Pandora.

    Yo tengo miedo de que esta tendencia fascista vuelva a reincidir en los errores del pasado y sea el caldo de cultivo para que se cree un clima bélico entre naciones. Sólo hay que releer los libros de Historia y comprobar cómo ascendió al poder el nacionalsocialismo.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo6/8/11 11:57

    Hola! Perdona pero me gustaría pedirte un favor, hace unos meses me mudé a Dk y aunque no entiendo mucho todavía de lo que veo en televisión, me resulta difícil saber la diferencia entre los distintos grupos políticos daneses, porque a mí todos me suenan igual jeje, y cuando pregunté en las clases de danés a mis profesores ellos ''no se mojaron'' y no se explicaron muy bien. ¿Te importaría contestarme acerca de los grupos, o hacer una entrada o algo así? Muchas gracias por leerme!! :)

    ResponderEliminar
  6. Anónimo6/8/11 12:05

    Hola! Me gustaría hacerte una pregunta. Hace unos meses me mudé a Dk y empecé a ver los distintos grupos políticos en la televisión. Como no entiendo muy bien lo que dicen jeje, le pregunté a mis profesores de la escuela de danés si podían explicar la diferencia, pero ellos ''no se mojaron'' y dieron una explicación con la que yo al final no me enteré de nada. ¿Te importaría explicármelo, o hacer una entrada de ello o algo así? Gracias de antemano!!! :)

    ResponderEliminar
  7. Anónimo6/5/13 1:33

    Hay que tener mucho cuidado ahora en tiempos de crisis, y no culpar de la crisis a los inmigrantes porque este mismo escenario es el que consiguió que un loco psicópata ganara unas elecciones en Alemania y finalmente murieron millones de personas por culpa de este pensamiento tan sectario y devastador.

    Soy de Barcelona y autóctono, y nunca he sido racista y siempre he respetado a cualquier inmigrante. El objetivo de una buena sociedad es el de poder integrar bien a todas las clases sociales que se encuentran en el país, siempre hay que seguir unas normas y disponer de unos derechos humanos y laborales, a partir de aquí todo resultará mucho mas fácil.

    De verdad espero que ni en Escandinavia, ni en el resto de Europa nos volvamos todos locos y acabemos teniendo lideres políticos como los malditos nacis que destruyeron muchas vidas, esperanzas, y ilusiones de personas muy humanas, recordad que las victimas de la Segunda Guerra Mundial fueron millones de personas(europeos, norteamericanos, japoneses, chinos, australianos, etc..). Hay que contar todos los civiles, soldados, y personas de todo tipo que murieron en la Segunda Guerra Mundial y todo esto sucedió solo porque la gente se volvió loca y tremendamente fanática.


    ResponderEliminar

Si tienes problemas para dejar tu comentario, vuelve a pulsar en "Publicar". Casi siempre con insistir un par de veces funciona. Si no también puedes enviármelo a mi email en lilleskvat(a)gmail.com