07 mayo 2010

La oficina de información turística en Copenhague

Cuando uno va a la oficina de información turística de Copenhague cree que va a recibir ayuda desinteresada porque es un organismo municipal que está ahí para promover e informar a los turistas, pero la realidad es que se comporta como una empresa y a ti te ve como a un cliente. Eso significa que no pretende ayudarte, aunque eso parezca, sino que quiere tu dinero.

Aparentemente para empezar te clasifican en nivel económico, por tu aspecto físico, ropa, etc. Según si les pareces pudiente o hippie cochambroso, te dan unos folletos con información u otros. Cuentan con tres niveles y solo dan el más bajo "cuando no queda más remedio y porque tienen que hacerlo". Por tanto, si vas con un aspecto un poco pijo tu visita a Copenhague te va a resultar mucho más cara, porque te van a recomendar e informar sobre sitios caros para que dejes más dinero en el país.

Para seguir, ese sistema de clasificación lo utilizan también a la hora de ayudarte con reservas, tours, etc. Si vas con una mochila y agujeros en los zapatos te buscarán la opción más barata, pero como no sea así tendrás que pagar más de lo necesario. Y por supuesto, aunque te digan que no cuesta nada reservar a través de ellos, eso no es cierto. De hecho, el dinero que ingresan es básicamente de vender reservas de hoteles y tours por Copenhague y las cercanías.

Además, los empleados de la oficina no deben emplear (lo que ellos llaman malgastar) su tiempo con turistas que no van a comprarles nada. Así que si solo quieres información verás que no te dejan muchas opciones para preguntar más de lo debido. Sin embargo, si les compras de todo, podrás recibir una atención mucho más personalizada y correcta.

Para terminar, todos los sitios que aparecen en los catálogos o que están expuestos en la oficina han pagado por ello. Eso significa que no son necesariamente ni los mejores, ni los únicos, ni los más baratos, ni los más interesantes. Son los que pagan para que a ti te envíen allí.

No sé si es lo mismo en las demás oficinas de información turística del mundo. En Alemania estoy casi segura de que es igual, pero no tengo la certeza y conocimiento de primera mano. En España, tal vez porque no soy turista con acento, pero nunca me ha dado esa impresión.

votar





1 comentario:

  1. Anónimo7/5/10 12:16

    Sí, en Alemania es igualito. Leyendo tus entradas me doy cuenta de que los dos países se parecen en muchas cosas.

    ResponderEliminar

Si tienes problemas para dejar tu comentario, vuelve a pulsar en "Publicar". Casi siempre con insistir un par de veces funciona. Si no también puedes enviármelo a mi email en lilleskvat(a)gmail.com